China se trata de uno de los países con mayor densidad poblacional a nivel mundial. Ubicada al oriente de Asia, posee paisajes sumamente variados. Desde praderas, montañas y lagos hasta desiertos. Además, se posiciona como la mayor potencia económica a nivel mundial gracias a su PIB, por lo que se trata de una nación muy importante.

Pekín, la capital china, ofrece unas obras arquitectónicas que combinan en estilo más tradicional con las más modernas y novedosas tendencias. Gracias a estas cualidades, el país es un importante punto turístico a nivel mundial. Si deseas conocer algunos de los lugares turísticos más destacables de china, quédate con nosotros.

1La Gran Muralla China

A section of The Great Wall of China, in Badaling.

La Gran Muralla China es sin duda una de las primeras cosas que se nos viene a la mente al escuchar mencionar el nombre del país. Su construcción tuvo lugar entre el siglo V a.C y el siglo XVI de la era actual. El principal objetivo que se pretendía alcanzar con su construcción era proteger la frontera norte del país de los constantes ataques de las tribus procedentes de Manchuria y Mongolia.

Las estimaciones indican que su longitud se amplía hasta alcanzar los veintiún mil kilómetros contando sus edificaciones secundarias, así como sus ramificaciones. La Gran Muralla China se extiende desde la frontera con Corea hasta el río Yalu y hasta el imponente desierto de Gobi. La altura promedio de sus muros es de entre seis y siete metros.

En cuanto a su anchura, varía entre cuatro y cinco metros a lo largo de la muralla. Desde 1987 la UNESCO la considera patrimonio de la humanidad. Además, desde 2007 se la considera como una de las Siete Maravillas Modernas del Mundo. A día de hoy, puede ser visitada por el público, por lo que se trata sin duda de uno de los mejores lugares turísticos de China.

2La Ciudad Prohibida

The Forbidden City of Beijing, China

Situado en la ciudad de Pekín, este fabuloso complejo de palacios fue utilizado como la residencia oficial de los emperadores de china durante aproximadamente 500 años. Al mismo tiempo, se usaba como centro político y ceremonial para los gobiernos del país. Su construcción tuvo lugar entre los años 1406 y 1420, por iniciativa del entonces emperador Yongle.

En total, la Ciudad Prohibida dispone de 980 edificaciones distribuidas en una extensión de 72 hectáreas. Su estilo arquitectónico es un claro ejemplo de la arquitectura tradicional de china, además, ha sido un importante referente en términos de construcción para distintas culturas asiáticas.

Se declaró como Patrimonio de la Humanidad en 1987. Además, se la considera como el mayor congregado de edificaciones antiguas construidas en madera del mundo. A día de hoy, la Ciudad Prohibida se encuentra abierta al público y en su interior se encuentra el magnífico Museo del Palacio. Si visitas Pekín, no puedes dejar de conocerla.

3Los Guerreros de Terracota

Terra Cotta Warriors,Xi’an,China.The eighth wonder of the world

Bajo el nombre de los Guerreros de Terracota, se conoce a un gigantesco conjunto de ocho mil figuras de guerreros y caballos en tamaño real fabricados en terracota (También conocida como tierra cocida). Las mismas fueron enterradas cerca del primer emperador de China.

De esta forma, se pensaba que el emperador seguiría teniendo poderío militar junto a él. Un aspecto fascinante sobre estas figuras es que el rostro de cada soldado es único. Asimismo, la cantidad de detalle de cada una es sorprendente. Lo que demuestra la enorme dedicación que se puso en su elaboración.

En la actualidad, se encuentran en el interior del Mausoleo de Qin Shi Huang. Su descubrimiento ocurrió en 1974, mientras se realizaban unas obras para el abastecimiento de agua. Se les considera Patrimonio de la Humanidad desde 1987. A día de hoy, el público puede acceder a la fosa en la que se encuentran y apreciarlas en detalle, por lo que son un gran atractivo turístico.

4El Palacio de Verano

Ubicado a unos doce kilómetros de Pekín y considerado Patrimonio de la Humanidad desde 1998, el Palacio de Verano es un inmenso parque que ocupa una extensión de aproximadamente 300 hectáreas. Su construcción inició en el año 1750 por petición del emperador Qianlong a orillas del lago artificial Kunming.

Lamentablemente, el primer palacio fue severamente dañado en el año 1860 durante la Segunda Guerra del Opio, por lo que en 1899, la emperatriz Cixi solicitó el acondicionamiento de una sección de este para hacer uso del mismo como su residencia personal, siendo además la sede gubernamental hasta el año 1908.

A pesar de que en principio fue construido exclusivamente para el uso y disfrute del emperador junto a sus familiares y allegados, en la actualidad el Palacio de Verano es un famoso lugar de recreación para el público. Por lo que puede ser visitado sin problemas. Al estar en Pekín, no puedes obviar este hermoso parque.

5El Templo del Cielo

Edificado en el año 1420, el Templo del Cielo es la mayor edificación de su estilo en toda China. Al principio era utilizado como un lugar para pedir a los dioses que les bendijeran con buenas cosechas, así como para agradecer por los frutos recibidos de la misma. La UNESCO lo considera además como Patrimonio de la Humanidad de 1998.

Todo el conjunto se encuentra rodeado por una gran muralla externa y una interna. De esta forma, se divide el recinto en dos áreas: La exterior y la interior. Se trata de uno de los más maravillosos templos en China, en el lugar se respira una gran tranquilidad, además los impresionantes elementos culturales que se encuentran por todo el templo son dignos de admirar.

Para poder acceder al templo, se debe adquirir un boleto en la entrada. De esta forma, tendrás acceso a los jardines, templos e incluso áreas destinadas para hacer deporte. Algo a tener en consideración es que con frecuencia se encuentra bastante concurrido, tanto por turistas como por grupos escolares, por lo que es ampliamente recomendable asistir temprano.

6La Plaza de Tiananmén

Elaborada en el año 1949 como parte del plan urbanístico de Pekín, la Plaza de Tiananmén se convirtió en un símbolo de lo que entonces sería la nueva China. Se edificó en el centro político y geográfico de Pekín. En sus alrededores se encuentran el Museo Nacional de Historia y el Gran Palacio del Pueblo.

El principal objetivo tras su construcción era la creación de un lugar apropiado para la realización de actos políticos de gran tamaño. Se encuentra un poco inspirada por la Plaza Roja de Moscú. Es además una de las plazas más grandes del mundo. Los alrededores son sumamente hermosos y hay una gran cantidad de cosas por ver y disfrutar.

Sus alrededores se encuentran vallados y custodiados por controles de seguridad, por lo que es común que a los turistas se les solicite su pasaporte u otro documento de identificación para acceder y deban pasar por escáneres. Todo esto con la intención de resguardar la seguridad de los visitantes de la plaza.

Sin embargo, todo el proceso se llevará a cabo de forma cordial, por lo que no tendrás que preocuparte por nada. Una vez accedas, podrás notar los distintos atractivos culturales que ofrece. Cada día es visitada por cerca de 80.000 personas, por lo que es aconsejable visitarla temprano. Esta plaza se encuentra entre los más icónicos y recomendables lugares para visitar en China.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí