San Miguel de Allende es una localidad con una gran comunidad de artistas y retirados de los Estados Unidos y Canadá. El nombre de San Miguel fue modificado en 1826 en dignidad a Ignacio Allende, un comandante de la insurgencia durante la Guerra de Independencia de México. Se lograría decir que San Miguel fue la cuna del origen de la independencia, ya que Miguel Hidalgo, fue una figura clave en la lucha. Visita los 6 Lugares Turísticos En San Miguel De Allende.

San Miguel De Allende

La ciudad prosperó en la época colonial por medio de la minería de oro y plata, y ese patrimonio es evidente en sus audaces monumentos y residencias barrocas. Es un encanto fotografiar a San Miguel, con calles ligeras flanqueadas por casas pintadas en tonos tierra de verde, dorado y rojo.

¿Qué Lugares Turísticos visitar en San Miguel De Allende?

 

1Parroquia de San Miguel Arcángel

En la plaza primordial de San Miguel, o Jardín Allende, el santuario parroquial es el símbolo de la localidad y no se puede comparar con ningún inmueble religioso en México. El monumento se encumbra a la década de 1600, pero la portada neogótica fue delineada en 1880 por Zeferino Gutiérrez. Era un albañil indígena y experto autodidacta, y se opina que se refirió a las litografías y postales de las basílicas europeas para inspirarse. El diseño interior no ha sido cambiado desde el siglo XVII, y justo al lado de la puerta principal hay una placa que rememora el tiempo del líder de la independencia Miguel Hidalgo como presbítero en esta iglesia.

2Santuario de Atotonilco

Incluido en el mismo territorio del Patrimonio Mundial que Santiago de Allende, la Capilla de Atotonlico es un complejo de templos barrocos a 12 kilómetros hacia la zona norte. El santuario fue instituido por jesuitas en el año 1740 y edificado con altos muros, lo que le da el aspecto de una fortaleza.

La iglesia es fundamental para los murales y pinturas al óleo que pulen su interior, estimadose como uno de los puntos álgidos del nuevo arte barroco español. Las pinturas al óleo son obra de Juan Rodríguez Juárez, mientras que los extraordinarios murales de la vida de Jesús, la Pasión y el Juicio Final fueron pintados por el artista Miguel Antonio Martínez de Pocasangre e irradian la intersección de las culturas occidentales e indígenas que sucedían en México en ese momento.

3Cañada de la Virgen

A treinta kilómetros en la dirección oeste de San Miguel, la Cañada de la Virgen vale cada minuto del viaje. Situada en propiedad privada, esta localidad otomí progresó entre los siglos VI y XI y solo fue encuestada por primera vez en el año 2002 y abierta para visitantes en el año 2011. Se podría decir que los otomíes existieron toda su vida de acuerdo con el Sol y el ciclo, de la Luna y Venus, y todos los monumentos de Cañada de la Virgen han indicado estar astronómicamente alineados. El monumento más significativo para observar el cielo fue la bella Casa de los 13 Cielos piramidales, que se te permite subir.

4El Jardín

La plaza frente a la Iglesia de San Miguel Arcángel es el primer territorio para sentir el pulso de la ciudad. Igualmente de la iglesia parroquial, la plaza está conducida por el Palacio Municipal (Concejo) y la Casa Ignacio Allende. El Jardín fue delineado en el estilo formal francés, y sus tradiciones indias inclusive se han transformado en cilindros perfectos. Haga una pausa en un banco de hierro forjado para ver el acto y vea a los vendedores de helados y limpiabotas trabajando arduamente. Hay cintas de mariachis itinerantes la mayoría de los días, y acciones musicales regulares en el quiosco medio los fines de semana.

5Charco del Ingenio

Este bello jardín botánico está más allá de los términos occidentales de San Miguel en la costa sur de la Presa Las Colonias (represa). El jardín expone la diversidad completa de cactus y otros géneros suculentos de México, y numerosos de los ejemplos plantados aquí están en peligro. Partiendo del centro de visitantes, la senda pasa por agradables exhibiciones botánicas y restos de un sistema de riego de la era del virrey, y hasta puntos generales para la observación de aves. Hay un jardín participativo para que los niños vean, olfateen y toquen, mientras que se instauran talleres regulares para los más pequeños.

6Parque Juárez

El área verde más grande del centro de San Miguel, el bien incesante Parque Juárez, es otro territorio donde la gente se congrega para celebraciones públicas. A iniciaciones de noviembre, durante los cinco días de La Calaca, que concuerda con el Día de Muertos, tendrá pintacaras, calaveras adornadas en todas partes e incluso más vendedores de comida y recuerdos. En un día característico, te hallarás con artistas que venden su trabajo, mientras que las variedades de yoga, tai chi y zumba tienen lugar bajo el espeso follaje. Los senderos se penetran en la vegetación y llevan a las fuentes de un dulce atril de hierro forjado.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí